martes, 28 de junio de 2011

El agobio

Siempre que hablo de algo, o la gran mayoria de las veces, siempre comento distintos "tipos" de lo que estoy hablando. Esta vez no va a ser menos. Todos nos hemos sentido agobiados, bien por la presion en el trabajo o en los estudios, bien por aguantar una conversacion con la cual no nos sentimos a gusto, bien por simplemente no tener nada que hacer y no saber en que dedicar el tiempo... El agobio es muy molesto, y consigue sacar lo peor de nosotros o incluso hacer que actuemos como no lo hariamos en ninguna otra situacion, ya sea para bien o para mal. Yo ahora he terminado el curso, y tengo todo el verano por delante para simplemente no hacer nada. Bueno, nada no, algo tendre que hacer porque, desde un dia despues de terminar los examenes, el simple hecho de pensar que no tengo la obligacion de hacer algo solo me motiva a no hacer nada, y no haciendo nada acabo sentado en el sillon, agobiado.

Situaciones agobiantes las hay a "puñaos", en el trabajo cuando te piden hacer mas de lo que el tiempo te permite... bueno piden, mandan mas bien, en la escuela cuando cada profesor piensa que solo estudias su asignatura y te dedica solo para ti 20 actividades mas estudiarte 4 temas para el examen, en casa cuando hay reunion familiar y todos insisten en preguntarte como te va con esa novia que ya no tienes o en ese trabajo del que te echaron hace apenas unos dias, en un bar cuando se acerca alguna persona que o te cae mal o ya de entrada sabes que te caera mal y sin embargo tienes que darle conversacion por el motivo que sea... todos hemos vivido alguna de esas situaciones, incluso muchisimas mas que no menciono. En esos momentos uno cambia, se puede volver arisco, reservado, pasivo... lo mismo puedes estar totalmente quieto y callado sin hacer nada, como de golpe a porrazo mandar a la mierda a alguien sin venir a cuento, o ponerte a dar golpecitos y a resoplar para intentar expulsar el agobio y la ira que se va acumulando. Son situaciones muy incomodas.

Hay ocasiones en las que el agobio no puede evitarse, simplemente se da la situacion y llega, no puedes hacer nada para que no te pase. Pero hay otras situaciones en las que se puede evitar simplemente marchandote de donde estes (siempre que la situacion lo permita), haciendo otra cosa distinta para tener la mente ocupada en otra cosa, en esas situaciones en las que pueda evitarse, hacedlo, porque os vais a evitar muchos malos ratos para vosotros y para los que se encuentren a vuestro alrededor en ese momento.

sábado, 18 de junio de 2011

El ultimo empujon

El ultimo esfuerzo, cuando despues de haberlo hecho todo o casi todo, aun queda una ultima cosa por hacer, la cual hace que nos motivemos mas que nunca en lo que hagamos. Todos lo hemos hecho, bien estudiando, bien trabajando, bien haciendo ejercicio... muchisimas situaciones en las que nos convencemos a nosotros mismos de que ese ultimo esfuerzo tendra sus frutos, sera recompensado.

Mucha gente tambien lo ve de otra manera: dejarlo todo para ultima hora. Cuando tienes cosas que hacer, hay una evidencia que mucha gente puede comprobar... a mas tiempo menos ganas. Es decir, nuestra preocupacion sobre el hacer o no algo, es indirectamente proporcional al tiempo del cual disponemos. Y voy a poner mi ejemplo que es bastante claro, me quedan dos examenes (cuatro en realidad, pero siendo recuperaciones hare dos ahora y dos en septiembre) y aun no me los se. El lunes filosofia, el martes dibujo, y aun tengo que aprenderme los temarios (dibujo en una tarde lo aprendo, menos mal). Y como yo, hay mucha gente que deja los estudios para ultima hora. Siempre hay tiempo, solo es dedicarle mas horas el dia de antes y listo, ademas asi esta mas reciente. No suele servir, pero bueno...

Como en los estudios tambien se aplica al trabajo. Si te dan 2 o 3 semanas para un trabajo, que sabes que puedes completar en dos o tres horas, ¿para que hacerlo ya? Tengo mucho tiempo por delante, asi que me dedicare a descansar ahora, y en unos dias lo hare. Y esto es asi en practicamente todos los trabajos, de cuanto mas tiempo dispongas, mas tranquilo haras todo.

Pero no solo a obligaciones, si no tambien a otras cosas. Cuando hacemos ejercicio, despues de un rato es inevitable estar cansado, no poder con las pesas, no poder con mas abdominales, simplemente pasa. Ahi es donde sacamos fuerza de voluntad y nos decimos a nosotros mismos: "Solo cuatro mas, solo me quedan cuatro, puedo hacerlo". Y lo haces, con mas esfuerzo que las cuatro primeras, sufriendo mas que las cuatro anteriores, pero haciendolo. Es el ultimo esfuerzo el que mas cuesta, pero tambien es el que mas recordamos, el que mas en cuenta tenemos.

Al final me retrase mas de lo previsto, deberia haber hecho una entrada antes, pero por vagancia lo he ido dejando, y puesto que a partir de esta tarde, y durante dos intensos dias, hare un ultimo esfuerzo para recuperar esas dos asignaturas, que menos que hacer una entrada antes, para no tener esto parado completamente.

Un saludo a tod@s los que me leeis, y no os preocupeis, que ahora que tendre mas tiempo me leere el tema que llevo prometiendo desde hace un tiempo.

jueves, 2 de junio de 2011

Mentiras

Todo el mundo las conoce, todo el mundo las ha recibido, todo el mundo las ha usado, y todos sabemos que seguira siendo asi eternamente. Es una parte del ser humano que si bien deberia dejar de existir, por nuestra naturaleza es imposible. Desde una mentirijilla cuando no queriamos ir al cole y nos poniamos malos extrañamente, hasta cuando nos escaqueamos de algo serio con una mala excusa (o buena, las hay de todos los tipos, como los colores).

Son odiosas. Una cosa es una mentirijilla para salir al paso, una mentirijilla que ni hace daño ni es mentira, si no una "omision de la verdad" en si misma, no dices la verdad, pero tampoco dices la mentira. Algo asi, en circunstancias concretas, pueden hacer bien aunque siguen siendo poco aconsejables. Otra cosa es cuando se trata de un tema serio y, no solo se miente, si no que se sabe que se esta mintiendo, se sabe que con esa mentira tendran que crearse mas mentiras, se tendra que seguir agrandando la bola... ¿Y que pasa cuando la bola llega a su tope? Que explota, y el resultado no es nada agradable. Cuando se descubre que una cosa es mentira, inmediatamente se conecta con la mentira anterior, y esta con su anterior... asi hasta llegar a la primera, donde se descubre que puedes incluso haberte inventado una vida entera basadas en mentiras.

Hay gente que se dedica a eso, los abogados (y no les tacho de mentirosos, si no de omisores de la verdad) hacen eso mismo, para defender a su cliente buscan "su verdad", la que ayuda a que su cliente salga impune, aun cuando ellos mismo saben que estan defendiendo a un asesino, a un ladron, a un violador... Cuando llaman a tu puerta esos "pesados" de turno vendiendote una oferta como no has visto en ningun otro sitio, ¿De verdad te lo crees todo? No te ofendas por mis palabras, pero eres muy ingenuo/a. Nunca creas lo que digan, solo debes creer lo que haya en los papeles, y ya se encargaran ellos de que solo mires lo que les interese, asi que se un poco listo/a y no firmes nada sin habertelo leido todo antes al detalle (experiencias propias recientes).

Tambien hay que decir que las mentiras pueden convertirse en una enfermedad, hasta el punto de que no es que se creen mentiras para evitar descubrir la verdad, si no que al inventarse las mentiras estas se toman como verdades, y uno se autoconvence de que esta diciendo la verdad, cuando en realidad esta diciendo mentiras como castillos de grandes.

¿La mejor solucion? Evitar mentir. Para evitar mentir, hay que no llegar al punto de tener que hacerlo. ¿Que te toca un trabajo en el que tengas que mentir? Miente en tu horario laboral, y si fuera del trabajo tienes que mentir para mantener el trabajo, hazlo de forma que no dañes a nadie. Pocas son las mentiras que a la larga benefician de forma personal, y hay que saber hacerlo. Si bien hay gente que tiene un don para mentir, hay que saber dar con ellos y saber como tratarlos, pueden mentir para bien, o mentir para mal, y es necesario diferenciar.

Sigo con mi entrada pendiente, y esta vez si aviso que la alargare la prometida. Intentare hacer una entrada mas el sabado o el domingo, ya que la siguiente semana estare de examenes y no se cuanto tiempo tendre libre. Si para este fin de semana no consegui escribir nada, me disculpo desde ya, pero serian dos semanas o tres semanas sin escribir nada. Un saludo.